• Grupo Arias

Por qué te rechazan la hipoteca después de la valuación.


Encontraste la casa perfecta y reuniste todos los requisitos para solicitar un crédito hipotecario. Tu historial crediticio está impecable y tus ingresos comprobables son suficientes para el monto que te prestarán: la casa es tuya. Pero todavía no deberías echar las campanas al vuelo; no vendas la piel del oso antes de haberlo cazado. Recuerda que para toda solicitud de hipoteca se necesita un avalúo hecho por un valuador registrado. El análisis de la valuación reflejará si la propiedad está en condiciones para ser hipotecada.

Para que estés alerta, te contamos los motivos de rechazo de crédito y valuación.

Las instituciones financieras exigen cierto tipo de requisitos a cumplir para otorgar un crédito hipotecario. Adicionalmente, el dictamen del valuador define si una vivienda nueva o usada es susceptible de hipotecarse.

Como base de referencia, el valuador considera la Reglamentación para la Metodología de la Valuación de Vivienda Objeto de Crédito de la Sociedad Hipotecaria Federal (SHF), publicada en el Diario Oficial de la Federación.

Te contamos cuáles son:

Edad de la propiedad

Para que la vivienda usada sea sujeta a un crédito hipotecario debe tener una vida o antigüedad mínima para ser habitada. Los bancos piden que el inmueble tenga una utilidad habitacional de 1.5 veces la vida del crédito. El Infonavit y Fovissste solicitan que el inmueble tenga, como máximo 30 años de vida. Si la residencia no cumple con estas características es probable que te rechacen el crédito.

Gravamen de Registro Público de la Propiedad

Si el valuador detecta un gravamen sobre el inmueble en el Registro Público de la Propiedad; indicará a la institución financiera que no se puede otorgar un crédito porque la propiedad está hipotecada o tiene trabado un embargo.

El nombre del propietario no coincide con la identificación oficial

Si al cotejar el nombre del propietario en la escritura vs. la identificación oficial, detecta que un nombre o dato no coincide; se considera que no es la misma persona. Puede que sólo sea un error de trámite en la credencial de elector. Pero es causal de rechazo.

Vivienda no terminada de construir

De acuerdo a la Ley de Vivienda de la Comisión Nacional de Vivienda (CONAVI), todos tienen derecho a una vivienda digna. Si una vivienda tiene habitaciones o estructuras sin terminar no se considera como un espacio habitable. Por ende, el valuador dictamina que no es un lugar digno para el comprador.

Zona insegura

Hay sitios en México que son propensos a inundaciones, deslaves y hundimientos. Estos son catalogados como zonas inseguras. Es muy probable que el valuador dictamine que una propiedad en zonas de riesgo no son susceptibles de hipoteca. La institución no prestará dinero por un inmueble en potencial riesgo.

Condiciones de hacinamiento

Al igual que los inmuebles sin terminar, el hacinamiento es parte de las condiciones que establece la Ley de Vivienda y la Secretaria de Desarrollo Urbano y Vivienda (SEDUVI). Si una propiedad comparte terreno con otra, se considera que no tiene las condiciones espaciales suficientes. Por ello, el valuador rechazará que sea objeto de financiamiento.

Uso de suelo incorrecto

Puede que quieras comprar una casa que tenga registrada en la SEDUVI un uso de suelo no considerado como vivienda residencial. Si la propiedad no está registrada con uso de suelo habitacional unifamiliar o plurifamiliar no se le considera como espacio para vivir. Y claro, el valuador no autorizará en su análisis la propiedad hasta que se cambie el estatus en la institución.

Te damos estos ejemplos para que los consideres antes de solicitar el crédito. No te desanimes. El inmueble que encontraste puede ser la casa perfecta. Mientras, te invitamos a que continúes navegando en nuestro blog y encuentres más tips para comprar o vender.

-


4 vistas

Grupo Arias - Ciudad de México 2020